• Vive el sueño, sacia tu sed

    Esta cuaresma es una invitación a unirnos a esta gran corriente de vida que tiene su origen en Galilea y en La Valla. Al hacer silencio o al compartir nuestra oración cada día, nos estamos uniendo a mucha gente que eleva a Dios su corazón. En cada gesto de donación, nos estamos haciendo hermanos de quien camina a nuestro lado.

    En cada ayuda que prestamos a quien nos necesita, estamos siendo rostro vivo del Amor que vive en nuestro interior. Somos parte de ese gran corazón que late en el mundo. Y que no se puede medir en números. Sólo en latidos apasionados y compasivos, en gestos que revelan la ternura y el cariño comprometido que nos habita.

    Somos corrientes de vida que llenan el mundo de ternura, de compasión y de bondad. Llevamos dentro de nosotros un agua que sacia nuestra sed y que, a la vez, la aviva.

    Comparte la noticia

    Últimas noticias


    Unidades Didácticas de SED

    Varios profesores de Palencia, Sala...

    [Leer +]


    Consejos de Misión Europeos

    Los días 15 y 16 de enero tu...

    [Leer +]


    Red de Solidaridad Marista

    Treinta laicos y hermanos participa...

    [Leer +]